jueves, 24 de noviembre de 2005

Vocación

El otro día, en un sucucho conocido por mis cercanos universitarios (Rinskitin) un tipo se me acercó y me dijo que había escuchado buenos comentarios de mi trabajo. Obviamente mi ego se elevó hasta las nubes y seguí conversando con él. Hablamos de proyectos y de como la publicidad en algunos momentos es una mierda, mientras bajaban mis vasos de cerveza. En un momento, me cuestioné si quería trabajar eternamente en publicidad y la respuesta en ese momento fue que ni cagando, por muy que me encanta la publicidad, no podría estar eternamente gastando mi vida en esta linda profesión de "creativos". Y justo en ese momento vi una luz que me llevó a la genial idea de desarrollar una carrera de animador de dibujos animados, para variar así mi decisión adolescente de estudiar publicidad. Me encanta la idea de animar mis dibujos y cuanta cosa se me cruze por el camino para animar, ya sean botellas, papeles, cartones, jugetes, etc. y se que si trabajo como creo que es mi estándar de calidad, voy a lograr hacer algo grande.

Quizás en un tiempo más se me pase por la cabeza ser diseñador de ropa. (y lo he pensado)

8 comentarios:

R! dijo...

Oye Cambofracachaya Humana, ahora yo tambien tengo uno de estos

rigosonico.blogspot.com

Arena® dijo...

uyyy, ahora están todas bloggeras la manga de chayas!!! jajajaja.
Bienvenido tb R!

R! dijo...

chavez no webee

R! dijo...

aweonao

nat. dijo...

me parece bien tu idea de animacion, lo de la ropa no.

heladio frenico dijo...

VIVA REN Y STIMPY

barbara dijo...

mmm, yo cacho que lo importante es no morirse sin algun dia hacer lo que uno siempre quiso... al final yo me pasaré del diseño a la peluqueria, si señor.
saludos.

Lovage dijo...

Aún recuerdo aquella vez que nos fuimos con la Anita, tú y yo...un finde a no sé dónde, y tu hiciste una pequeña animación con los celulares: el mío y el de la Anita...esa vez nos cagamos de la risa por todo

Ramiro, Ramiro, Ramiro